web analytics

Cadena perpetua al “violador en serie” que desató protestas en Bangladesh

DACCA

DACCA.- Un tribunal bangladesí sentenció hoy a cadena perpetua al “violador en serie” por la agresión sexual a una estudiante universitaria, que desató el pasado enero multitudinarias protestas en uno de los principales campus del país.

La condena llega tras un endurecimiento del código penal, hace apenas un mes, para incluir la pena de muerte como castigo por el delito de violación, en el contexto de una ola de manifestaciones por otros casos de agresiones sexuales.

La fiscal bangladesí Afroja Farhana anunció ante los medios la condena de por vida del acusado, Mohammad Mojnu, de 30 años, quien también deberá pagar una multa de unos 588 dólares.

“Las víctimas han obtenido justicia, y estamos contentos con el veredicto”, dijo Farhana.

Mojnu fue detenido el pasado 8 de enero, tres días después de que asaltara al abrigo de la noche a una estudiante universitaria de 19 años, a la que agarró y la arrastró a un autobús cercano, donde la violó y amenazó con matarla.

El Batallón de Acción Rápida (en inglés RAB), el cuerpo policial de elite bangladesí responsable de su detención, alegó que Mojnu violó a muchas mujeres y mendigos con discapacidades físicas a lo largo de los años.

Islam, el abogado del condenado, afirmó a Efe que están considerando recurrir ante una instancia superior la sentencia del Tribunal de Dacca para la Prevención de la Represión contra Mujeres y Niñas.

El veredicto llega después de que Bangladesh haya sido escenario de una ola de protestas masivas contra una serie de casos de violaciones y abusos físicos contra mujeres.

Las manifestaciones más recientes tuvieron lugar a principios de octubre, después de que saliese a la luz un vídeo de una mujer siendo asaltada sexualmente y agredida por un grupo de hombres en el distrito sureño de Noakhali.

Aunque el suceso tuvo lugar en septiembre, el vídeo se volvió rápidamente viral y fue compartido el día antes del inicio de las protestas por uno de los acusados.

La presión pública tuvo como consecuencia un endurecimiento de las leyes por parte del Gobierno bangladesí, con la inclusión de la pena de muerte contra los violadores ante las protestas de organizaciones pro derechos humanos como Amnistía Internacional (AI).

En este contexto de mayor escrutinio social, algunos tribunales han acelerado llamativamente el proceso judicial en casos de violación.

Esta semana, un tribunal en el distrito noroccidental de Kushtia pronunció su veredicto tras un proceso de tres días, en lo que los medios locales han calificado como el juicio más rápido de un caso de violación del país.

Según el grupo de derechos humanos bangladesí Ain O Salish Kendra, al menos 1.349 mujeres fueron violadas en Bangladesh entre enero y octubre de este año. De entre las víctimas, 46 murieron después de la violación.

¡Compartir este artículo en las redes sociales!

Comentar

Su dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos necesarios están marcados *

*